ella era la amante, entonces él la veía siempre y cuando su esposa no lo esperara a cierta hora. se le pagaba el hotel cuando sobraba dinero. se le escribía a escondidas. se le daban espléndidas tres horas a la semana. eso sí, todas las Coca Colas que quisiera en los minutos que estuvieran juntos.

todo tiene sus ventajas…..

Anuncios

3 comentarios en “le daban lo que sobrara *****

  1. ¿Y si no fueran sobras? ¿Y si esas tres horas fueran lo único intenso de cada semana, lo único que les sirviera a él y a ella para caminar otra semana? Quizá ella es demasiado intensa y no ve que él no es intenso siempre, sino, justamente, nada más esas tres horas a la semana que se las dedica a ella. ¿Quién sabe? Tendrías que decirlo tú. Tú eres la autora del texto

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s