duelo

Es todo un problema: estás vivo, pero lleno de muertos. La amiga que se enojó contigo y ya no te habla, la pareja que después de hacer contigo el amor durante un año ya no te escribe ni siquiera un mail de cortesía, la blusa favorita que se te manchó y tiraste a la basura, el trabajo que perdiste,… ya sabes que la lista es absolutamente interminable. Tenemos muertitos y muertotes enredados con nuestras células vivas. Repito: qué problema. Respiramos tanta muerte entre tanta vida, que nos sentimos intoxicados. Por eso nos “salen” suspiros, dolores de pecho, retortijones, migrañas, urticarias, colitis y cistitis. Vé nada mas en que se convierten los muertos no excretados. Debería haber una bolsita en el cuerpo para guardar deshechos mortuorios y una puertita que se abriera cada mes y así como sale la menstruación se expulsara del cuerpo de hombres y mujeres la muerte acumulada. No?

( Publicado en nov. de 2005. Si ya lo leíste… ejem… disculpa)

Anuncios

20 comentarios en “eL mUeRtO dEnTrO dEl vivo ** **

  1. No lo había leído, y sí, como bien acotas, ojalá pudiéramos borrar las vivencias después de que hayan hecho la labor de aprendizaje por las que fueron creadas. Aprender de los hombres, los amigos y la vida en general sin guardar el recuerdo doloroso.

    un beso

  2. yo algunas madrugadas tengo un aspecto de cadáver que siempre miro alrededor a ver quién me ha disparado esta vez, otras en cambio no puedo entrar en casa de la cantidad de muertos que hay dentro y no tengo más remedio que darme una vuelta por el parque y saludar a otros zombies como yo. qué diablos querrán decir cuando dicen: el muerto al hoyo y el vivo al bollo?

  3. Creo que debemos elegir a los muertos que cargamos, así como a los fantasmas y demonios; el problema es que somos incapaces de decidirnos: ¿el primero novio o el primer hombre con quien hice el amor?, ¿el oso de peluche con el que dormía o las confidencias de secundaria con las amigas?

    Yo elijo que mis demonios vivan en un lugar con suficiente espacio para que no peleen entre ellos, así que sólo me quedé con algunos muertos: mi padre, algunos besos y algunas camas. Hay que aligerar el peso de vez en cuando.

  4. ¿Dónde puedo dejar todos los muertos que guardo en mi armario? Muertos vivos, vivos muertos, muertos ignorrados, y muertos perdidos, muertos desorientados, muertos más que muertos, vivos más que muertos, muertos enterrados vivos…

    Yo he decidido no relacionarme más con los vivos, porque tengo más muertos que vivos…

  5. Yo me quedo con que todo ese retaco de muertos, en su día fueron todos vivos, y así recordarles como tal.
    Al final, de verles vivos, muchos muertos resucitan angustiados de verte a ti otro muerto y felices de verte vivo otra vez. Me acabo de fracturar la laringe al leerme, pido disculpas.

  6. Vivimos para morir en un tránsito ininterrumpido. Desde el día que nacemos caminamos hacia la tumba. Nada es eterno, qué sentido tiene que nosotros lo seamos.

  7. Pues sí, y son esos muertos los q a veces nos hacen actuar de forma distinta a como lo habría hecho nuestro niño interior (el que tiene q convivir con tanta muerte y sombras dentro de nosotros).

  8. ¡Qué buena idea eso de buscar recipientes para los “muertitos y muertotes”! Claro, que una vez en la bolsita…Habrá que deshacerse de los deshechos en algún lugar. Ahí dentro se pueden fermentar y la infección que se prepara es buena…ummmm…a lo mejor el problema está en que la bolsita muertita esta en el cuerpo…

  9. Muchos “yos” han muerto y no los he sepultado. Vamos, en algunos casos ni siquiera sé la causa por la que se mudaron de barrio. A veces aparecen en mi habitación y me hacen recordar al que fui. Alguno incluso me causa envidia, como el que se enamoró de M. y falleció poco después de que ella regresó a Barcelona. Me gustaba cómo se sentía ese yo. Probó la felicidad del amor correspondido.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s